El tiempo detenido

…al pueblo siempre le queda la última defensa de las revoluciones. Hay una imprescindible, imprescriptible, inalienable e impostergable, que consiste en devolverle al país su calidad de República y a la nación el beneficio de la democracia.

Redes Sociales:
9
20
fb-share-icon20