Cannabis: legalizaciones en cascada, industria global…. Marruecos sigue en el negocio ilícito

En cuanto a Marruecos, el informe es muy sucinto, pero explica que el país “sigue siendo el mayor proveedor mundial de cannabis ilícito con la mayor superficie cultivable”.

Redes Sociales:
8
Brian Brequeville

La agencia británica Prohibition Partners publicó el 6 de noviembre, su último informe sobre el cannabis. Este documento describe a Marruecos como el mayor proveedor mundial de cannabis ilícito, en una industria cuyo valor se estima en más de 100.000 millones de dólares a escala mundial para el año 2024, es decir el PIB de Marruecos.

El informe “Global Cannabis report” de la agencia independiente británica, publicado el 6 de noviembre, presenta la evolución del mercado y las tendencias mundiales del nuevo oro verde. Un sector que está experimentando un auge a nivel mundial en todos los continentes y en el que cada vez más barreras jurídicas empiezan a caer, como recuerda la agencia independiente desde el principio: “El cannabis, tanto médico como recreativo, se encuentra actualmente en el centro de una ola de legalización global”. Por ejemplo, el 25 de octubre pasado, Francia votó a favor de un ensayo de dos años de duración del cannabis terapéutico que comenzará en el primer semestre de 2020.

Un obrero inspecciona las plantas de cannabis en un invernadero del sitio de producción europeo del productor canadiense Tilray en Cantanhede, Portugal, en 2018. Foto PATRICIA DE MELO MOREIRA / AFP

En 2024, lo médico prevalecerá sobre lo recreativo

El informe pone de relieve las cifras sobre lo que la  industria pesaría para 2024. En general, se estima que esta última ascenderá a 104.000 millones de dólares en los próximos cinco años, de los cuales  casi 2.600 millones de dólares en África. “En  2024, el mercado de cannabis medicinal (62.700 millones de dólares) tendrá un valor superior al del mercado recreativo (41.200 millones de dólares), con las legislaciones sobre el cannabis con fines medicinales avanzará a un ritmo mucho más rápido”, precisa el informe.

Según otro informe del gabinete Grand View Research, el mercado del cannabis medicinal a nivel mundial podría alcanzar cerca de 55.800 millones de dólares para 2025.

África: puede hacerlo mejor

A pesar del crecimiento de la economía del cannabis y a las perspectivas lucrativas para el conjunto de  los países que lo explotan, África es el continente que tiene las perspectivas menos optimistas. ¿Las razones? Una falta general de infraestructura y de regulaciones claras para establecer una industria prospera.

Como lo señala el informe de Prohibition Partners, “la industria africana del cannabis es contradictoria en términos de producción, legalidad y ofrece una oportunidad de formalizar la legalización del cannabis y su regulación. Algunos de los países de la región, como Zambia y Uganda, ilustran cómo la industria sobrevive en una zona gris donde la legislación no está clara y se permite el cultivo sin exigir ningún tipo de licencia. El informe prosigue: “África carece de infraestructuras y de instalaciones necesarias para la producción de cannabis, e invertir en nuevos centros de producción puede resultar costoso y engorroso”.

Atraer inversores

Sin embargo, el oro verde se está convirtiendo en una bonanza inesperada muy interesante para algunos países africanos que tienen pocos recursos internos, como Lesoto, un país enclavado en la República de Sudáfrica, o Zimbabue. Lesoto, que legalizó el cultivo de cannabis hace dos años, ha acogido a muchas empresas para explotar el oro verde cultivado en invernaderos situados a una altitud promedio de más de 1.400 metros.

Su clima favorable y su mano de obra barata lo convierten en una tierra prometida para numerosos actores industriales a la conquista del mercado africano. Además, las licencias de explotación concedidas a las empresas que deseen establecerse son muy baratas. Como señala el informe, “en Lesoto, una licencia de cultivo cuesta 37.000 dólares”.

El continente se convierte además en una tierra que atrae a grandes campeones del sector como Canopy Growth, la mayor capitalización bursátil de la industria de la Weedtech [la tecnología del porro] (7.300 millones de dólares), que apostó por Sudáfrica para conquistar el mercado médico con su filial Spectrum Therapeutics.

En cuanto a las perspectivas y las olas de legalización en África, el informe explica que “Kenya podría hacer lo mismo en un futuro próximo. El Parlamento de Kenia ha recibido varias peticiones solicitando la legalización del cannabis. Las campañas para cambiar el estatuto jurídico del cannabis en Malawi, Marruecos y Ghana también están en curso”.

Marruecos, un súper potencial

En cuanto a Marruecos, el informe es muy sucinto, pero explica que el país “sigue siendo el mayor proveedor mundial de cannabis ilícito con la mayor superficie cultivable”. Según un informe de la misma agencia que data de la primavera pasada, el mercado de cannabis medicinal en Marruecos podría alcanzar los 28 millones de dólares desde el primer año de legalización (contra 916 millones de dólares para el cannabis de uso recreativo). A título comparativo, las exportaciones de automóviles marroquíes ascendieron en 2018 a 6 mil 60 millones de dólares.

Brian Brequeville

Original: Cannabis : légalisation en cascade, industrie globale… Le Maroc toujours dans l’illicite

Traducido por María Piedad Ossaba para La Pluma y Tlaxcala, 16 de noviembre de 2019

Editado por Fausto Giudice Фаусто Джудиче فاوستو جيوديشي